Roberto López está completando su primera temporada en Primera con la Real Sociedad. Empezó con un protagonismo que ha ido perdiendo con el paso de los partidos. Pero ahora la lesión de Silva le puede volver a dar minutos en la mediapunta del equipo de Imanol Alguacil. El maño repasa su situación en esta entrevista en SER DEPORTIVOS GIPUZKOA.

-¿Qué se siente al ser campeón de Copa?

Una alegría tremenda. he tenido la suerte de que por la pandemia he podido disfrutar de esa final de Copa, de no ser así yo no hubiera sido de esos protagonistas. A ver si es la primera copa de muchas.

-¿Con la Copa ya hemos finiquitado la temporada?

No, que va, esto sigue para adelante. Eres campeón, pero luego tienes que luchar por lo que te queda, que son ocho partidos, y te tienes que meter en Europa para volver a hacer historia con la Real.

-Mucho tiempo para disfrutar la Copa no han tenido...

Nada, tienes el mismo sábado y un pco del domingo, pero luego ya tenías que pensar en el siguiente partido de liga.

-¿Es difícil reactivarse después de ser campeón?

No fue reactivarse, porque tienes ilusión por lo que puedes conseguir.

-Es que hay gente que dice que después de la Copa ya está todo hecho...

Relajación ninguna. Eres campeón, pero si no entras en Europa y eso es complicado para la afición y para todos. No nos relajamos por ganar la Copa, queremos clasificarnos para Europa y hacer historia de nuevo con la Real.

-¡Menuda batalla por la quinta plaza!

Es que todos los rivales son duros y se están apretando las cosas. pero lo vamos a conseguir. La verdad que sería volver a pasar a la historia con el club que me ha dado la oportunidad de cumplir el sueño que tenía de pequeño. Sería una alegría para todos. Creo que hasta la última jornada no se va a dar todo, y esperemos que sigamos luchando por esta ahí.

-La siguiente escala es muy complicada, el Sevilla...

Es un gran equipo, con jugadores muy buenos, pero vamos a intentar darle la vuelta a lo que pasó en la primera vuelta, y poder lograr más de un empate para quedarnos los tres puntos para poder coger más energía para estar arriba. Vamos a intentar ganarles, vamos a ser positivos, porque nosotros tenemos el mismo equipo o mejor que el Sevilla.

-Es que la racha en liga no es buena, dos puntos de los últimos doce...

Está claro que todos los partidos salimos a ganar, pero cada vez es más complicado.

-¡Vaya golazo en el derbi de liga!

La verdad que cuando veo que sale el balón no me lo creo porque parece que va fuera y otra vez a empezar. pero cuando baja el balón, veo que para adentro y mucha alegría.

-¿Centró o tiró a puerta?

Tenía intención de centrar, pero el balón se envenena y al final acaba entrando, que era lo importante.

-Es una buena tarjeta de presentación, ha marcado golazos en su primera temporada en Primera...

La verdad que estoy muy contento. Quizá no tengo los minutos que a mí me gustaría, pero eso es cosa de Imanol. Para ser el primer año estoy a gusto con lo jugado, me gustaría claramente haber jugado más, pero no es cosa mía. Pero hay mucho más por dentro, puedo dar más. Cuando salgo lo hago enchufado y esa es la clave para dar continuidad a los que juegan.

-Tuvo buenas opciones para salir en enero, pero se quedó, ¿por qué?

Tenía varias ofertas, y una que apostaban fuerte por mí. Al final hablé con Imanol y Olabe, y opté porque quedarme porque pensaba quera lo mejor para mí.

-¿Cómo lleva las comparaciones con López Ufarte y Silva?

Que me comparen con esos dos jugadores es bueno. Y al final tienes que aprender de ellos. Yo aprendo mucho de David, porque juega en mi posición.

-¿Se han planteado algo de cara al verano?

Nada, sólo estoy centrado en lo que toca y luego en verano ya veremos qué pasa.

-La lesión de Silva ahora le abre una puerta a la titularidad...

Nunca te alegras por la lesión un jugador tan importante como Silva, es fundamental. Te abre una puerta más complicada, pero hay más jugadores para ese puesto.

-¿Ya se les ha pasado el enfado con el arbitraje de Valencia?

Bueno, al final el árbitro intenta hacerlo lo mejor posible, nosotros y también hacemos fallos, y es algo a lo que nosotros no tenemos que hacerle caso.