Cerca de las 14, fueron liberados los trabajadores del limón que habían sidodetenidos durante la mañana. Los cincos cosecheros fueron detenidos por la Policía y Gendarmería en Macomita, cuando se encontraban en una parada de colectivos luego de que se había decidido no cortar la ruta 304.

Antes y después de la detención, en la comisaría de El Chañar no informaron certeramente la razón de la detención y quienes eran los responsables. Algo que tampoco pudo responder el secretario de Seguridad Luis Ibáñez durante la reunión que tuvo con una delegación de trabajadores.

Desde los trabajadores autoconvocados denunciaron que era un acto intimidatorio para que desistan de su reclamo salarial, horas antes de una reunión con funcionarios provinciales y el gremio Uatre. “La represión es la respuesta frente a un reclamo por salario, porque no queremos seguir pasando hambre”, habían planteado en un comunicado. A pesar de las intimidaciones, la bronca y el reclamo de los cosecheros continúa.