Dámaso Arcediano Monescillo será el árbitro que pitará este domingo el primer derbi canario sin público. Nacido en Puertollano hace 36 años, el colegiado ya ha pitado en doce ocasiones a Las Palmas y en otras 19 al Tenerife y el balance de ambos con el castellano-manchego no es muy alentador.

Con los grancanarios, por ejemplo, el resumen es de tres victorias, tres empates y hasta seis derrotas. Además, les ha expulsado a tres futbolistas. En la presente campaña aún no han coincidido por lo que la última vez que se cruzaron fue en junio en la victoria amarilla en Almería por 0-1.

Con los tinerfeños, por su parte, el saldo es de seis triunfos, seis empates y siete caídas. En lo que va de curso se encontraron en Gijón, choque que terminó 1-1 ante el Sporting. Se da la curiosidad de que este árbitro expulsó a cuatro blanquiazules, pero tres veces al mismo: Carlos Ruiz.

Arcediano Monescillo acumula diez temporadas en la categoría. Debutó en Segunda División en 2011 y desde entonces lleva pitados 206 partidos, el más reciente el Almería-Girona (0-0) de la décima jornada. Entre sus encuentros más destacados está el Espanyol-Mallorca de esta temporada.