El martes 13 de abril se llevó adelante una nueva audiencia en el Ministerio de Trabajo donde participaron representantes de la Federación Argentina de Empleados de Comercio y Servicios (Faecys) y de Garbarino.

En la misma, la empresa se comprometió a pagar los montos adeudados del salario ¡pero en cuotas y manteniendo recortes salariales! Estos acuerdos fueron pactados con Cavalieri, Secretario General del Sindicato de Comercio, ya desde el principio de la cuarentena, en el 2020.

La empresa tampoco pudo explicar qué pasará con los cientos de trabajadores suspendidos y el destino de las sucursales ya cerradas o que amenazan con cerrar. Por el contrario, la representante de la empresa pidió a sus empleados “acompañar el giro comercial que quieren llevar adelante”, dejando en claro que los trabajadores no son su prioridad.

Te puede interesar: No hay respuestas: la reunión entre Comercio y Garbarino pasa a cuarto intermedio

Como señalaba una trabajadora en diálogo con este medio, “ellos piden que acompañemos, pero no pudieron responder si ese giro comercial nos incluye a todos, no hay certezas para los trabajadores” que siguen a la espera del pago del salario y con incertidumbre sobre la continuidad laboral.

El conflicto

Como venimos reflejando desde La Izquierda Diario, la empresa está llevando adelante despidos encubiertos, suspensiones arbitrarias, reducciones de salarios, falta de pago de ART y obras sociales e incluso incumplimiento del último acuerdo salarial firmado. Además, amenaza con el cierre de sucursales a lo largo del país. A pesar de que desde el mes de enero del corriente año, la empresa aumentó sus ganancias un 900%. Por todo esto, trabajadores autoconvocados comenzaron a denunciar estas irregularidades y a organizarse por sus derechos.

En respuesta a las acciones que vienen llevando adelante los trabajadores de Garbarino, el Ministerio de Trabajo intimó a la empresa a pagar lo adeudado en cuotas, sin embargo conscientes de que eso no es suficiente y sabiendo que la empresa apuesta al desgaste los trabajadores, comienzan a organizarse. Es así que este viernes 16 de abril están convocando una concentración en el obelisco para hacer oír su reclamo.

Te puede interesar: Trabajadores de Garbarino van al Obelisco: denuncian salarios adeudados y amenaza de despidos

Por la coordinación de todas las luchas

Como vemos con el caso de Garbarino, los empresarios se llenan cada vez más los bolsillos en el contexto de una crisis sanitaria, económica y social sin precedentes, mientras millones de trabajadores son arrojados a la pobreza que hoy, en Argentina, alcanza al 42% de la población. Crece a pasos agigantados la desocupación y miles mueren por coronavirus en situaciones totalmente evitables.

La única salida para enfrentar esta situación es la más amplia unidad de todos los sectores en lucha, apoyarnos entre nosotros, pelear juntos y al mismo tiempo luchar por imponer el fin de la subordinación de las direcciones sindicales al gobierno y los empresarios, para lograr una respuesta de la clase trabajadora que nos permita triunfar.

Este 17 de abril a las 16hs, decenas de las principales luchas de Buenos Aires y CABA, nos convocamos en Madygraf y vía zoom, para discutir entre todos y todas una coordinación efectiva, tanto en las calles como organizados

LEE LA DECLARACIÓN COMPLETA