noviembre 13 2020, 7:33 am

Un artista bielorruso murió en Minsk después de haber sido detenido por la policía en el patio de un edificio, convertido en lugar emblemático de la oposición al presidente Alexander Lukashenko, confirmaron el viernes las autoridades.

Roman Bondarenko, un pintor de 31 años, había sido detenido el miércoles tras un altercado entre habitantes e individuos que retiraban lazos rojos y blancos (color de la oposición) colgados en este patio.

El comité de investigación bielorruso indicó en un comunicado que, en el momento de su detención, el joven tenía “heridas corporales”.

Después fue trasladado a una comisaria y luego, como su estado se agravaba, a un hospital donde se confirmó “una intoxicación por alcohol”, según las autoridades. Roman Bondarneko murió al día siguiente.

Pero según médicos preguntados, bajo anonimato, por el sitio de información independiente Tut.by, la víctima no tenía restos de alcohol en la sangre.

Bondarenko llegó en coma al hospital y presentaba en cambio graves lesiones cerebrales y hematomas, según los médicos, señales de una posible paliza.

El anuncio de su muerte el jueves por la noche en los medios independientes generó una gran conmoción en Bielorrusia, escenario desde hace tres meses de un movimiento de protesta histórico contra la reelección en agosto del presidente Lukashenko.

Decenas de flores y velas fueron depositadas en el patio del inmueble donde tuvo lugar el incidente.

La líder opositora Svetlana Tijánovskaya denunció en un comunicado la muerte de un “hombre inocente” y llamó a formar cadenas humanas y a guardar un minuto de silencio el viernes a mediodía en cada patio de edificio del país.

Desde el inicio de la protesta, miles de personas han sido detenidas y al menos cuatro personas han muerto oficialmente durante manifestaciones o tras su detención. Otras muertes sospechosas hacen temer un balance mayor.

AFP