Cientos de tortugas marinas acuden, año tras año, a las costas de Puerto Rico para crear sus nidos y depositar sus huevos, y el Departamento de Recursos Naturales y Ambientales (DRNA) y diversos grupos tortugueros ultiman los preparativos para la temporada de anidación de 2021.

“Por segundo año consecutivo, el DRNA y los grupos tortugueros autorizados cuentan con el apoyo de la Asociación Nacional de Refugios de Vida Silvestre y el financiamiento de la Fundación Nacional de Pesca y Vida Silvestre para mitigar las amenazas que afectan a las playas de anidaje de tortugas marinas en Puerto Rico”, afirmó Rafael Machargo Maldonado, secretario del DRNA, en un comunicado de prensa.

Machargo Maldonado afirmó que han trabajado distintas iniciativas para la protección de los nidos y hábitats de estos reptiles a través del Programa de Especies Protegidas de la agencia.

Entre los esfuerzos realizados hasta ahora, mencionó el cierre del acceso vehicular hacia las playas, la reparación de la verja de exclusión de cerdos en Isla de Mona, el control de depredadores como la mangosta y la evaluación de restauración de dunas. Asimismo, han reforestado las áreas de anidaje, rotulado las playas donde se realiza monitoreo y se ha implementado luminaria “turtle friendly” o que no represente una amenaza para estos animales.

Tortugas marinas en Puerto Rico

En el mundo, existen ocho especies de tortugas marinas. El carey, el peje blanco, la caguama y el tinglar son las cuatro especies que anidan en la isla.

Hasta la fecha, el DRNA ha registrado más de una decena de nidos de carey, cuya temporada se extiende todo el año. No obstante, el pico de anidación ocurre entre julio y noviembre.

Además, se han registrado nidos de tinglar en Guayama, Maunabo y Añasco. Esta es la tortuga más grande del mundo, y anida en las costas caribeñas entre abril y julio.

Respecto al peje blanco o tortuga verde, el biólogo Carlos Diez, director del Programa de Especies Protegidas, afirmó que, hasta el momento, no hay reportes de nidos. Asimismo, sostuvo que se han registrado dos muertes por enredo en hilo pescar.

Llamado a la ciudadanía

Para proteger los nidos de las tortugas, Machargo Maldonado exhortó a los ciudadanos a colaborar con la protección y recuperación de estas especies. Comentó que las personas pueden apoyar los esfuerzos al mantener las playas oscuras y respetar las áreas demarcadas como nidos.

Asimismo, dijo que tampoco deben hacer fogatas o cabalgatas en la playa, cortar la vegetación, destruir las dunas, ni saquear arena. Llevarse la basura que genera en la playa y evitar el uso de vehículos de motor también apoya este objetivo.

“Es importante que los bañistas tengan en cuenta que las playas las compartimos con otras especies, por lo que debemos siempre dejarlas limpias y no dejar basura que tanto daño causan a las tortugas marinas”, puntualizó el secretario del DRNA.