Publicado: Viernes, 13 noviembre, 2020 17:00

'Documental', es el ejercicio práctico con el que Josefina Molina, Premio Nacional de Cinematografía 2019, terminó su primer curso en la Escuela Oficial de Cine en 1964. El corto, que narra la vida de las reclusas en una cárcel de mujeres, fue grabado hace seis décadas y es uno de los ocho que forman parte de la serie 'Ante la ley', producciones dirigidas por mujeres entre 1952 y 1965 que ha recuperado la Filmoteca Española.

Carlos Reviriego, director adjunto y de programación de la Filmoteca Española, señala que "eran prácticas de escuela que no tenían una aspiración de llegar a los cines, por lo que no pasaban por la censura oficial y eso permitía a los alumnos, a la hora de abordar sus prácticas, hacer los guiones con mucha libertad".

Se trata de películas mudas y transgresoras como 'El Bosque' de Manuela González-Haba, que ahora ha musicalizado Miren Iza. Esta y todas las de la serie con la que la Filmoteca visibiliza la aportación femenina a la cultura audiovisual en la época franquista.

"Yo me dejé llevar por los personajes. Esa idea de transgresión decidí llevarla a lo musical utilizando el juego y cosas muy variopintas para ponerlas en el tablero", expresa Miren Iza, compositora y cantante de Tulsa.

Y es que, aunque eran pocas, hace 60 años también había mujeres haciendo cine. Fueron 12 las que aspiraron a licenciarse en los 29 años de historia de la escuela y solo dos lo consiguieron: Josefina Molina y Cecilia Bartolomé.

Para Carlos Reviriego, esto "pone claramente en evidencia las dificultades que tenían para acceder a estos estudios profesionales y formarse como cineastas".

Ahora, la recuperación de cortos como el que muestra el vídeo, de Cecilia Bartolomé, devuelven a la sociedad un relato silenciado por el tiempo: la mirada de mujeres valientes y profesionales sobre una etapa clave de nuestra historia.