Considerada excepcional por muchas razones, la trama de “Romance tropical” era sentimental. Versaba sobre el romance entre un cantante y una señorita de sociedad. Cuando el padre de ella se opone, el cantante embarca solo en un velero a unas islas apartadas de localización imprecisa (parecería, por la vestimenta con faldas de hojas, que están en los mares del sur). Allí, con la complicidad de la princesa de la tribu, con quien se fuga, se roba un tesoro. La princesa muere y, al regresar rico, el galán reclama su primera novia. Según algunas fuentes, la historia se inspiró en el viaje del ponceño Dr. Francisco Franceschi, que en 1929 llegó a España en un velero tras haber asesinado a un marino que lo acompañaba. Al año siguiente regresó a Puerto Rico en el mismo velero en compañía de su perro.