En el día de hoy nuevamente el estado municipal, provincial y nacional, ingresó al barrio para hacer la misma oferta que realizó el día de ayer de subsidios de $30.000 para que las familias se retiren del predio y de los edificios - pese a la negativa de los mismos, que reclaman vivienda y tierra - o sino continúa la amenaza de desalojo. Los vecinos ahora se encuentran cortando uno de los accesos al barrio en protesta por soluciones de fondo y concretas.

Te puede interesar: Toma en Villa Garrote: el Estado pide que se retiren las familias pero no les da soluciones

Son 124 familias las que definieron tomar las viviendas abandonadas desde hace una dècada por el escàndalo de “Sueños compartidos”. Familias que vivían hacinadas compartiendo una casilla entre 10 y hasta 20 personas junto a niños y bebès. Muchas son mujeres solas con niños y embarazadas.

El problema y el reclamo por tierra para vivir y una vivienda digna se hace sentir en todo el paìs. Un ejemplo claro de esto es Guernica, donde el gobierno provincial de Axel Kicillof de la mano del ministro de Seguridad Sergio Berni, desalojò con una brutal represiòn a cientos de familias que hoy siguen peleando este derecho y no bajan los brazos pese a lo duro de su situaciòn. La crisis a nivel político es grande porque en vez de dar prioridad a la situación de los trabajadores y el pueblo pobre, se piensa en cómo van a pagarle al FMI. En este contexto se enmarca la renuncia de la Ministra de Hábitat, María Eugenia Bielsa.

Te puede interesar: #ProvinciaEnMarcha: la campaña cínica de Larroque en Guernica después de la represión

Tigre es uno de los municipios más ricos de la zona norte del GBA. Casi el 50 % del territorio tigrense està ocupado por countries y barrios privados donde se asentaron de manera completamente irregular, “flojos de papeles”, sobre tierras fiscales y destruyendo humedales.

Los monoblock sin terminar de “Sueños compartidos” el proyecto que se abandonò por el escàndalo de corrupciòn con la obra pùblica, fueron ocupados por los vecinos de Garrote frente a la emergencia habitacional y para no quedar en la calle con sus hijos. Muchos vecinos fueron censados en ese momento para adquirir esas viviendas que quedaron sin terminar, y es por eso que hoy las consideran propias y con derecho a proyectar un futuro allì.

El intendente Julio Zamora junto a sus funcionarios, aducen que corren peligro de derrumbe, siendo que durante diez años tanto el predio como las construcciones quedaron en completo abandono, mientras los niños se acercaban a jugar en las construcciones nunca dijeron ni tomaron ninguna medida al respecto. Hasta ahora.

Ràpidamente enterados de las tomas y el reclamo genuino de los vecinos, la justicia en consonancia con el municipio ya tienen lista una orden de desalojo que serìa para este martes 17 de noviembre.

El acta que fueron a llevarles a los vecinos para que firmen de manera inmediata, sin ningùn tiempo previo de que puedan evaluarla con tranquilidad, no contiene ninguna propuesta concreta a la durìsima situaciòn habitacional de las familias. Ademàs “de palabra” les ofrecen desde $30.000 a $50.000 si se van, y sino la amenaza del retiro con las fuerzas de seguridad.

La causa cursa en el Juzgado de Garantìas N°2 y el fiscal a cargo es el Dr. Sebastián Fitipaldi de la Fiscalía Descentralizada de Rincón de Milberg.

Los vecinos rechazan esta “oferta” que es pan para hoy y hambre para mañana. Su reclamo es tierra para vivir y una vivienda digna.