MADRID, 15 Abr. (EUROPA PRESS) -

La presidenta de Ciudadanos, Inés Arrimadas, ha criticado "el griterío y el teatro" del PSOE y el PP en sus enfrentamientos en el Congreso de los Diputados, por ejemplo en la sesión plenaria de este miércoles, y que no sean capaces de alcanzar grandes acuerdos. "Tenemos un problema de país", ha lamentado.

En una entrevista en la Cadena SER, recogida por Europa Press, Arrimadas ha reprochado al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que volviera a presentar ante los diputados el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia sin "concretar en nada" las reformas que conlleva y que debe presentar a la Comisión Europea en ámbitos como el modelo laboral, el sistema de pensiones, la educación o la Justicia.

"La propaganda está muy bien para llenar titulares, pero a mí me preocupan las próximas décadas", ha subrayado, señalando la necesidad de emprender reformas en España y de que sean consensuadas previamente. "Si las hacemos, podemos dar un salto cualitativo y ser punteros, porque este país lo tiene todo para ser una gran potencial mundial", ha asegurado.

Cuando le han preguntado si cree que el Ejecutivo del PSOE y Unidas Podemos puede llegar a acuerdos con el PP pese al tono duro que usó en el Congreso el líder de este partido, Pablo Casado, ha indicado que 'populares' y socialistas no han pactado o negociado unos Presupuestos Generales del Estado en los últimos 40 años y que eso revela "un problema de país".

Considera que la clave es ser conscientes de que en política están todos "de paso" y que, durante los años que uno se dedique al servicio público, debe intentar hacer "lo mejor" para España, una actitud que ve en los representantes de Cs, pero no en otros que "no han hecho otra cosa" en la vida que estar en política. En cuanto al tono, ha dicho que ella siempre es crítica con el Gobierno de Sánchez, pero tratando de ser "constructiva".

CASADO "ME RESPETA" Y NO INTENTARÍA "COMPRARME"

Por otro lado, Arrimadas ha insistido en que con Casado ha hablado "de muchas cosas", pero nunca negociaron una posible integración de Ciudadanos en el PP, ni que ella pudiese convertirse a cambio en la portavoz en la Cámara Baja.

Sobre esto último, ha declarado: "Jamás he hablado yo con Pablo Casado de eso. Además, es que yo sé que él me respeta y no va a intentar comprarme como a un tránsfuga de Murcia". "Yo no me vendo por un cargo", ha reiterado.

En cualquier caso, ve "poco creíble" que el líder 'popular' diga que le ofreció "de todo" a la formación naranja y al mismo tiempo rechazara la coalición electoral que le propuso formar juntos en Cataluña.

DESEANDO VACUNARSE CONTRA EL CORONAVIRUS

Por último, la presidenta de Ciudadanos ha afirmado que está deseando que le llegue su turno para vacunarse contra el coronavirus. "Yo me vacuno con la que me digan, con AstraZeneca o con la que sea que esté aprobada por la Agencia Europea de Medicamentos", ha manifestado.

Ha subrayado que todas las vacunas que se ponen en España son "seguras" y que los riesgos de enfermar por Covid-19 y fallecer o sufrir secuelas "son infinitamente mayores" que los posibles efectos secundarios que pudieran generar las vacunas.