Nobel de Medicina 2020: Al descubrimiento del virus de la hepatitis C


¡Tambien te puede interesar

Nobel de Medicina 2020: Al descubrimiento del virus de la hepatitis C - España Madrid Noticias


Translate Google:

Nobel de Medicina 2020: Al descubrimiento del virus de la hepatitis C

3 semanas publicado 26
Compartir en Redes Sociales

5 octubre 2020|

El descubrimiento del virus de la hepatitis C gana el Nobel de Medicina. Foto: La Vanguardia.

Los investigadores Harvey J Alter, Michael Houghton y Charles M Rice recibieron el Premio Nobel de Medicina 2020 por el descubrimiento del virus de la hepatitis C, el principal causante de la inflamación crónica del hígado.

Esta enfermedad afecta a 70 000 000 de personas y provoca 400 000 muertes anuales. Es, además, una de las principales causas de cáncer de hígado y de trasplante hepático.

Según ha destacado la Academia sueca durante la ceremonia de anuncio de los laureados, el descubrimiento de este trío estadounidense-británico “ha salvado millones de vidas” y “sus contribuciones han sido decisivas para combatir la hepatitis transmitida por la sangre, una enorme amenaza de salud global que causa cirrosis y cáncer de hígado en todo el planeta”.

El hallazgo ha hecho posible desarrollar fármacos antivirales que “por primera vez en la historia permiten que la enfermedad se cure”.

El descubrimiento de este virus ha permitido desarrollar tests sanguíneos mucho más sensibles que permiten detectar la mayoría de muestras de sangre infectadas y evitar así la trasmisión de la infección en buena parte del planeta. También ha hecho posible desarrollar fármacos antivirales que “por primera vez en la historia permiten que la enfermedad se cure, lo que abre la puerta a poder erradicar el virus de la hepatitis C del planeta”, en palabras de la Academia sueca.

De los cinco virus que causan hepatitis, dos de ellos, el B y el C, causan inflamación crónica del hígado. Los cinco son distintos y pertenecen a familias diferentes. Uno de ellos, el virus de la hepatitis A se transmite principalmente a través de agua o de comida contaminada, causa una infección relativamente leve que se resuelve sin medicación en unas dos semanas y confiere inmunidad de por vida.

El virus de la hepatitis B, en cambio, tiene como vía principal de transmisión la sangre y otros fluidos corporales, y puede causar una enfermedad mucho más grave, ya que puede conducir a inflamación crónica del hígado, y derivar en cirrosis y cáncer hepático. En la década de los años 60 del siglo pasado, el investigador Baruch Blumberg descubrió que este virus estaba detrás de forma de hepatitis que desarrollaban muchos pacientes tras recibir una donación de sangre. Este descubrimiento le valió el Nobel de Medicina en 1976.

Sin embargo, quedaban por resolver casos de personas que también acababan desarrollando una hepatitis tras recibir una trasfusión de sangre y en las que no se hallaba rastro del virus de la hepatitis B. Los médicos estaban desconcertados entonces y no sabían cuál era el motivo, por lo que en aquella época, según el comité de los Premios Nobel, recibir una donación de sangre era una “ruleta rusa”.

Los virólogos Harvey J. Alter, Michael Houghton y Charles M. Rice compartirán el galardón. Foto: EFE.

Más de la hepatitis

La hepatitis -o inflamación del hígado- es una enfermedad prehistórica y algunos la consideran una de las principales plagas que han afectado a la salud humana a lo largo de los tiempos.

Esta infección puede causar fatiga intensa, náuseas, vómitos y dolor abdominal, además de provocar ictericia (coloración amarillenta de la piel y los ojos) y un oscurecimiento de la orina.

Pero sus versiones más graves causan daños hepáticos crónicos, que pueden llevar a la muerte.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), más de 325 000 de personas en todo el mundo padecen esta afección de forma crónica y 1,4 000 000 mueren cada año por esta causa.

(Con información de La Vanguardia y BBC)

Leer artículo completo

Compartir en Redes Sociales