Fuga de cerebros


¡Tambien te puede interesar

Fuga de cerebros - España Madrid Noticias


Translate Google:

Fuga de cerebros

1 mes publicado 12
Compartir en Redes Sociales

A diferencia de otros medios, en CTXT mantenemos todos nuestros artículos en abierto. Nuestra apuesta es recuperar el espíritu de la prensa independiente: ser un servicio público. Si puedes permitirte pagar 4 euros al mes, apoya a CTXT. ¡Suscríbete!

A veces me ocurre algo gracioso y pienso que lo voy a poner aquí, luego recuerdo que esto lo puede leer alguien conocido y me corto. Creo que todos estos relatos ganarían mucho expresados de forma oral en la barra de un bar, pero los bares ya no son lo que eran. Lo echo un poco de menos.

Un día una compañera de piso estuvo enseñándome la evolución del físico de unas cuantas influencers de Instagram. Al principio eran todas guapísimas, normativas, supongo, pero distintas entre sí. Con el paso del tiempo iban convergiendo hacia un modelo muy concreto: culo y tetas grandes en cuerpo muy flaco, vientre plano, labios muy gruesos, nariz pequeña y recta, ligeramente respingona, pómulos marcados, ojos rasgados, como felinos. Al final me resultaba muy difícil distinguirlas.

Las especialidades más demandadas en el MIR son cirugía plástica y dermatología. Cuando pregunté por qué, me dijeron que uno de los motivos es que se gana mucho dinero en el campo de la estética. Es probable, supongo, que algunos de los estudiantes más preparados de este país, aquellos que sobresalen en la carrera más larga y una de las más exigentes, se dediquen a lo anteriormente descrito.

Conocí a una chica que había estudiado una ingeniería prestigiosa, con uno de los mejores expedientes de su promoción. Una máquina, también buena gente. Me dijo que le causaría cierto reparo trabajar para la industria militar. Por aquel entonces, le interesaba la consultoría. Quería entrar en McKinsey. Me contó cómo era el proceso de selección en esa empresa. Era tan exigente que tuve una pesadilla con él. Yo, entonces, no sabía nada de McKinsey. Luego he ido leyendo algunas cosas.

McKinsey es una conocida consultora que ha sido contratada recientemente para establecer la “misión, visión y valores” del cuerpo de rastreadores de covid del Reino Unido.

McKinsey también fue contratada por la administración estadounidense para buscar formas de ahorrar costes en el control de fronteras. Según el New York Times, sus recomendaciones, que incluían reducir el gasto en comida y atención médica para los detenidos, hicieron sentir “incómodos” a algunos funcionarios de un cuerpo que no se caracteriza precisamente por sus remilgos.

Mientras escribo estas cosas estoy leyendo la novela  La ciudad de los prodigios de Eduardo Mendoza y he visto Asquerosamente rico, el documental de Netflix sobre Jeffrey Epstein. Casualmente, son dos relatos sobre el enorme ascenso social de un cabrón espabilado (iba a poner sociópata, pero prefiero ser prudente con la terminología médica).

Según el documental, Epstein tenía los mejores abogados.

-----------------------------------------------

La próxima entrega de este dietario se publicará el 27 de agosto.

Dietario (I): La historia que emocionó a nadie

Dietario (II): De repente, un gatito

Dietario (III): Memoria del Tránsito

Dietario (IV): Digital pero cutre

Dietario (V): Me agobia escribir esto

Dietario (VI): Sentir los colores

Leer artículo completo

Compartir en Redes Sociales