China: abren los cines pero cierran nuevas ciudades


¡Tambien te puede interesar

China: abren los cines pero cierran nuevas ciudades - España Madrid Noticias


Translate Google:

China: abren los cines pero cierran nuevas ciudades

3 meses publicado 30
Compartir en Redes Sociales

LUCAS DE LA CAL

Corresponsal

Pekín

Actualizado Lunes, 20 julio 2020 - 15:23

Urumqi, con 3,5 millones de habitantes, se encuentra en "modo de guerra" por un fuerte brote y Hong Kong registra más de un centenar de casos a diario, mientras Pekín y zonas calificadas de "bajo riesgo" reabren los cines tras seis meses cerrados

Desinfección de una sala de cine en la provincia china de Jiangsu.
Desinfección de una sala de cine en la provincia china de Jiangsu. AFP

Esta historia podría comenzar con un relato chino de contrastes epidémicos. La primera escena sería la apertura de los cines después de seis meses cerrados. La gran pantalla se vuelve a encender este lunes en el segundo mercado de películas más grande del mundo. Eso sí, únicamente en las zonas calificadas de "bajo riesgo" y con muchas restricciones: distancia entre los espectadores, nada de palomitas y las películas no pueden durar más de dos horas.

Luego entraría la segunda escena: el coronavirus sigue ahí fuera. En el sur, en Hong Kong, ya van por la tercera ola de contagios y día tras día suman más de un centenar de nuevos casos. "La situación es muy grave y no hay señales de que esto se esté poniendo bajo control", ha dicho la jefa del Ejecutivo local, Carrie Lam. En el norte, en la región autónoma de Xinjiang, han cerrado la capital, Urumqi. Las autoridades dicen que han entrado en "modo de guerra" por un fuerte brote. La mayoría de los casos están relacionados con una boda celebrada a principios de julio.

La tercera escena estaría bañada por agua. En Wuhan no se quitan el estigma de ser el epicentro de la pandemia, pero habían logrado cortar los contagios y la vida había vuelto a la normalidad, hasta que han llegado las mayores inundaciones en más de tres décadas. El diluvio en el centro y sur de China ya ha dejado al menos 150 muertos o desaparecidos, y más de dos millones de personas han sido evacuadas de sus casas.

¿Y en Pekín? El centro político de la segunda potencia mundial hoy ha bajado su nivel de emergencia. Atrás parece que queda el brote que salió del mayor mercado de abastos de la ciudad y que dejó 335 infectados. La capital de China lleva dos semanas sin reportar un solo caso. Ahora van a empezar a abrir algunos museos, bibliotecas y gimnasios. También las salas de cine, aunque con unas condiciones muy estrictas.

Cada sala de proyección no podrá exceder el 30% de su capacidad. Las entradas únicamente se pueden comprar online. Horas antes de la apertura, ya se habían superado el millón de yuanes (123.00 euros) en entradas vendidas en las plataformas online. Según una de ellas, Maoyan, este lunes hay previstas 6.101 proyecciones en 198 cines de todo el país.

Cada espectador debe sentarse a una distancia de más de un metro. Al entrar, todos pasarán por controles de temperatura y deberán permanecer en las butacas con las mascarillas puestas. Una de las peculiaridades más llamativas de las restricciones es que las películas no podrán durar más de dos horas. En el caso de que se trate de una superproducción de Hollywood de más de 120 minutos, la película se podría partir en dos partes y los espectadores la verían en dos sesiones en diferentes días. Tampoco podrán consumir bebidas en las salas ni degustar palomitas dulces.

Aún así, la apertura de algunos de los más de 42.000 cines de China supondrá un pequeño alivio para una industria muy tocada. En 2019, la taquilla generó 7,9 mil millones de euros en ingresos. Comparando periodos, durante el primer trimestre de este año, los beneficios se redujeron un 88%. Según la Asociación de Cine de China, muchas de las salas están al borde de la quiebra. El mayor expositor de cine del país asiático, Wanda Film Holding, reconoce que ha perdido 1.600 millones de yuanes (200 millones de euros) en los primeros seis meses del año. En el mismo periodo del 2019, la compañía ganó más de 65 millones de euros.

Hace unas semanas, el Ministerio de Finanzas y la Administración de Cine de China anunció una serie de incentivos financieros para la industria, incluido un año sin impuestos al valor agregado. En Pekín, por ejemplo, unos 260 cines recibirán pagos de un "fondo de desarrollo especial" de tres millones de yuanes (370.000 euros).

Una de las películas más demandadas que llega a las taquillas chinas es un film infantil llamado 'A First Farewell', que trata la historia de dos niños uigures de la región de Xinjiang. Aunque gran parte de esa zona donde vive la minoría musulmana uigur tendrá que esperar para ver la película en los cines porque un nuevo brote los mantendrá cerrados.

CONFINAMIENTO DE 3,5 MILLONES DE HABITANTES

Urumqi, la capital de Xinjiang, fue confinada el pasado jueves tras confirmar su primer contagio local en cuatro meses: una mujer de 24 años que trabaja en un centro comercial. Hoy en toda China se han reportado 22 nuevos casos de coronavirus. De las nuevas infecciones, 17 corresponden a Urumqi, que ya cuenta con medio centenar de casos.

Las autoridades de esta urbe de 3,5 millones de habitantes han dicho que van a empezar a realizar las pruebas de ácido nucleico a "gran escala" para identificar a todos los portadores de la Covid-19. Un testeo masivo que ya vimos en Pekín y en Wuhan. Los funcionarios de Urumqi también han empezado a cerrar las comunidades donde se han localizado algunos de los casos y toda persona que ingrese a la ciudad deberá de permanecer en cuarentena. Ayer se prohibieron las reuniones y los medios locales han informado de que la mayoría de las infecciones están relacionadas con una boda que se celebró a principios de este mes.

A diferencia de otras muchas ciudades de China, los residentes de Urumqi tendrán que esperar a superar el nuevo brote para que sus salas de cine vuelvan a abrir.

Conforme a los criterios de

The Trust Project

Saber más

ChinaWuhanHong KongCoronavirusCovid 19Nueva normalidad
Leer artículo completo

Compartir en Redes Sociales